Uruguay, el primer país del continente al que la UE abre sus fronteras

Internacionales
Lectura

Una treintena de países europeos acordaron este martes reabrir sus fronteras a partir de mañana a los residentes en China,

Canadá, Uruguay y otras 12 naciones, presionados por salvar una lucrativa temporada turística lastrada por la pandemia del coronavirus.

“Entramos en una nueva fase desde mañana, 1 de julio, con una apertura selectiva de nuestras fronteras exteriores", tuiteó el jefe del Consejo Europeo, Charles Michel, para quien es "un paso adelante", si bien "la lucha contra la COVID-19 no terminó".

La decisión levantar las restricciones se aplicará a China, Japón, Tailandia, Corea del Sur, Nueva Zelanda, Marruecos, Túnez, Ruanda, Australia, Argelia, Georgia, Montenegro, Serbia y Canadá, así como Uruguay, el único país latinoamericano.

La UE empieza a abrir la frontera exterior a un grupo de quince países

Los europeos precisaron que la reapertura se aplicará a los turistas de China "a reserva de confirmación de reciprocidad", máxime cuando las autoridades chinas solo autorizan la entrada de los residentes en un limitado número de países europeos.

La lista confeccionada especialmente en base a criterios epidemiológicos, que se actualizará cada dos semanas, deja fuera a los ciudadanos de Estados Unidos y Rusia que --junto con China-- son los principales grupos de turistas en la UE.

Estados Unidos es el país más golpeado por la pandemia, con más de 126.000 muertos por unos 2.600.000 contagios, seguido de Brasil (58.300 muertos por 1.360.000 casos). Al menos medio millón de personas perdieron la vida en el mundo por el coronavirus.

Para confeccionar su lista, los europeos, en pleno desconfinamiento, examinan la situación de el Covid-19 en los terceros países, que debe ser parecida o mejor a la europea, así como la tendencia de rebrotes o la respuesta general ante la pandemia.

Los secretos de Uruguay para mantenerse lejos del coronavirus

La adopción de la lista llegó al término de una serie de arduas discusiones por las implicaciones diplomáticas y económicas, en un contexto en que el sector turístico europeo lastrado por el confinamiento presionaba para reactivar los viajes.

El Fondo Monetario Internacional (FMI) ya advirtió que las naciones donde el turismo es clave para sus economías, como España o Grecia, sufren más por la pandemia. Esta institución prevé una contracción del 10,2% del PIB de la zona euro en 2020.

Los países más dependientes del turismo querían abrir cuanto antes unas fronteras cerradas desde marzo, pero con una cierta coordinación. Grecia, por ejemplo, permite estancias de turistas de Nueva Zelanda, Corea del Sur o China desde el 15 de junio.

"Un Estado miembro no debería decidir levantar las restricciones de viaje para los terceros países no incluidos en la lista antes de que esto se haya decidido de manera coordinada", advirtió el Consejo de la UE tras la decisión.

Los ciudadanos europeos en países desde los que no se permite viajar a todos los residentes sí pueden entrar al bloque, así como profesionales de salud, diplomáticos, personas que buscan protección o que hayan previsto una estancia de estudios.

Cargando...