Alberto Fernández quiere reunirse con los legisladores de la oposición, pero en Juntos por el Cambio dudan

Politica
Lectura

En la búsqueda de un nuevo gesto de amplitud y para allanarle el camino a los debates que vienen, Alberto Fernández planea reunirse esta semana con las espadas parlamentarias de la

oposición.

En el entorno del Presidente y del jefe de bloque del Frente de Todos, Máximo Kirchner, confirman el encuentro para el lunes a las 17, aunque hasta este sábado los jefes de la oposición no habían recibido una invitación formal y en Juntos por el Cambio discutían internamente si están “dadas las condiciones” para ir a una reunión así, tras los fuertes cruces entre oficialismo y oposición en las últimas semanas.

“Que la convocatoria al diálogo no sea para una foto”, viene advirtiendo en declaraciones el jefe del interbloque de Juntos por el Cambio de Diputados, Mario Negri.

Aunque la mayoría de esa bancada está de acuerdo en que “si el Presidente convoca al diálogo hay que ir", otro sector más duro pone reparos. “Es contradictorio lo que dice el Presidente con lo que esgrimen sus principales funcionarios”, señala un diputado que es autoridad dentro de espacio. 

La idea del encuentro surgió días atrás y el presidente de la Cámara baja, Sergio Massa, se encargó de empezar a gestionarla, aunque al cierre de esta edición en su entorno aún no daban por sentado el encuentro. Los jefes de los interbloques federales, Eduardo "Bali" Bucca y José Luis Ramón no habían sido llamados, pero estaban enterados de la posibilidad por "trascendidos" 

Si bien Massa se contactó con los presidentes del bloque PRO, Cristian Ritondo, y de la UCR, Mario Negri, para combinar, hasta este sábado los opositores no habían recibido una confirmación. Reclaman que no haya institucionalidad -"faltan dos días y formalmente no hay nada"- y que no les adelanten la agenda -"tenemos que preparar un temario, no se trata de ir a tomar un café", agregan-.

De todas maneras, en el oficialismo señalan que el temario estaría ligado a la agenda parlamentaria, la marcha de gestión de la pandemia y la deuda. También, la posibilidad de reflotar la creación del "Consejo económico y social".

Desde la Casa Rosada tampoco confirman si la modalidad será presencial o por videollamada, ni si incluirán a los senadores. "Acá no tuvimos novedades, así que no creo que nos llamen. Sinceramente, tampoco estoy para la foto", apunta un senador de JxC. En esa Cámara, el diálogo con el oficialismo está "roto" desde que el FdT violó el protocolo de sesiones virtuales.

El objetivo de un nuevo acercamiento con las voces parlamentarias de la oposición surgió en medio de una seguidilla de muestras de amplitud de Fernández. Esta semana se reunió con dos intendentes "dialoguistas" de JxC -Jorge Macri y Néstor Grindetti- y encabezó una videoconferencia con gobernadores, de la que participaron también los mandatarios de esa fuerza política. Para el acto del 9 de Julio, Fernández también armó un escenario armónico, con empresarios, gobernadores y gremialistas.

El último encuentro de Fernández con los jefes de bloques de Diputados fue en abril, un día después de la presentación de la oferta para renegociar los bonos en manos de tenedores privados e incluso participó el ministro Martín Guzmán,

Los cruces más fuertes entre el oficialismo y la oposición surgieron tras el asesinato del ex secretario de Cristina Kirchner y se reflotaron después del banderazo contra el Gobierno del jueves.