El Gobierno busca el apoyo de la oposición en el Congreso para aprobar un paquete de leyes económicas

Politica
Lectura

En plan de buscar respaldo político y jurídico, el Gobierno quiere que el paquete de proyectos económicos que empezará a discutir el Congreso avance con el mayor nivel de consenso posible. Para

eso, el oficialismo ya le pidió apoyo a los gobernadores y el presidente Alberto Fernández prepara una reunión con las principales espadas legislativas de la oposición. Mientras, el Ejecutivo -que ya giró a Diputados el texto de la nueva moratoria- apura también el envío del proyecto de ampliación de presupuesto y el de reestructuración de la deuda emitida en dólares pero bajo ley argentina.

El capítulo de la moratoria fue el único de la Ley de Solidaridad que Juntos por el Cambio votó a favor en diciembre pasado. Ahora, la principal bancada opositora está dispuesta a acompañar el nuevo plan de alivio fiscal que ofrecerá el Gobierno, aunque hará hincapié en denunciar los puntos que podrían beneficiar al empresario Cristobal López y pedirá que se incluya también un “premio” para quienes pagan sus impuestos en tiempo y forma.

"Tenemos algunas observaciones pero apoyamos en general", apuntó en declaraciones radiales el jefe del interbloque, Mario Negri.

A diferencia de la moratoria anterior, el proyecto actual habilita a regularizar las deudas correspondientes al Impuesto a los Combustibles Líquidos y el Impuesto al juego. Además, permite adherir a los contribuyentes declarados en quiebra y suspende las acciones penales tributarias y penales aduaneras en curso para quienes se acojan.

"Primer comentario del proyecto oficial de moratoria: entran los (oil) combustibles”, advirtió el mismo martes que el proyecto ingresó al Congreso el diputado del PRO, Luciano Laspina​.

Desde JxC señalan que el proyecto "está hecho a medida de Cristobal López" y ese es para ellos el punto más "ríspido" de una iniciativa que consideran "poco conflictiva" porque apunta a ayudar a empresas, PyMEs, autónomos y monotributistas.

A su vez, pedirán algunas mejoras. "El problema de esta moratoria es que se crea en plena crisis. Por eso, es claro que no va a ser la última. Va a venir la moratoria de la moratoria. Por eso, si bien va ayudar a regularizar a mucha gente y evitar problemas legales del accionar de la AFIP, hay que tener cuidado con la caída aún mayor de la recaudación. Muchos van a decir: ‘No pago, total entro en la próxima’ ”, destacó Laspina ante Clarín y agregó: “Por eso creemos necesario que se fijen también premios fiscales para el que pague en tiempo y forma. Se puede diferenciar por tipo de empresa y tamaño. Dar descuentos o bonos. Habría que buscar el mecanismo”.

Si bien aún la comisión de Presupuesto, presidida por Carlos Heller, no convocó formalmente al debate, se estima que lo empezarán a discutir este miércoles.

La nueva moratoria es uno de los temas que el oficialismo -encabezado por el presidente de la Cámara baja, Sergio Massa​- acordó con la oposición para lograr destrabar la renovación del protocolo de sesiones virtuales a principio de mes.

También consensuaron tratar la ampliación del presupuesto. Como contó Clarín, en un gesto político, el Gobierno lo hará pasar por el Congreso para evitar el DNU. Buscará destinar más fondos al PAMI, el Ingreso Familiar de Emergencia , las ATP y la Tarjeta Alimentaria. "Hay que ver la letra chica de lo que envíen", señalan desde los distintos bloques opositores.

Pero en los últimos días se sumó otra iniciativa a la agenda, que promete no ser conflictiva: la reestructuración de la deuda en dólares emitida bajo ley argentina (unos US$ 64.800 millones) en condiciones equitativas al canje propuesto para la deuda externa.

En el ministerio de Economía reconocen estar trabajando "fuerte" en este tema (que tampoco es necesario que salga por ley), aunque el Gobierno quiere darle más fuerza de ese modo.

Los tres temas ya le fueron presentados a los gobernadores -tanto del oficialismo como de Juntos por el Cambio- en la reunión que Alberto Fernández encabezó por videollamada el miércoles pasado y en la que participó el presidente de la Cámara de diputados, Sergio Massa.

"A ellos les toca dar, a mí pedirles", planteó el tigrense al comienzo de su discurso pidiendo apoyo para los tres proyectos mencionados.

Ese mismo día, con aval de Alberto Fernández, Massa empezó a gestionar un encuentro entre el mandatario y los jefes de bloque de la oposición. Si bien desde la Casa Rosada señalan que será este lunes, los referentes de la oposición aún no fueron convocados formalmente.