Ex agentes AFI denunciaron una "persecución judicial y mediática" con la causa del supuesto espionaje ilegal macrista

Politica
Lectura

Los ex agentes de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) Facundo Melo y Leandro Araque denunciaron ser víctimas de una “persecución judicial y mediática” y que la causa por supuesto espionaje

ilegal macrista que se tramita ante el juez federal de Lomas de Zamora, Federico Villena "es un armado".

En la denuncia, que la Cámara Federal porteña ordenó el jueves pasado que investigue el juez federal Marcelo Martínez Di Giorgi, los agentes afirmaron que, pese a la orden del juez Federico Villena de disponer tres secretos de sumario en la causan “las notas periodísticas de C5N, Página 12 y el Destape Web se multiplican, con audios, nombres y las caras”, de Melo y Araque, dijo su abogado defensor Fernando Sicilia.

En un operativo coordinado “se filtra información de la causa a los medios que nos acusa y no podemos defendernos”, señalaron en un escrito.

Entre los argumentos de la defensa, se destaca que la causa por supuesto espionaje se armó a principios de año en base a una causa por narcotráfico contra Sergio “Verdura” Rodríguez, quien luego de estar prófugo se entregó al juzgado. En la tercera indagatoria, “Verdura” afirmó que Melo le habría pedido que en 2018 llevara el paquete con trotyl a la casa en la Capital del entonces secretario de Relaciones Internacionales del ministerio de Defensa y ex SIDE, José Luis Vila.

El acusado de narco no pidió acogerse a la figura de arrepentido pero consiguió prisión domiciliaria para los miembros de su familia que estaban acusados. Entonces, Villena abrió la causa 14149/20 caratulada “Melo, Facundo y otros” por espionaje, sin mandarla a sorteo ni comprobar que el fiscal Guillermo Marijuan ya tenía hace dos años una causa por el mismo tema. Empujado por el kircherismo Villena empezó a investigar a un grupo de la AFI que se hacía llamar “supermariobross” y ahora quiere armar una megacausa por espionaje en la que la vicepresidenta Cristina Kirchner se presentó como querellante.

Siguiendo el mismo modus operandi que el Operativo Puf contra la causa de los cuadernos de las coimas en el juzgado de Dolores de Alejo Ramos Padilla, casi los mismos personajes y con, también, con una maniobra de fórum shopping para elegir a un juez amigo, se abrió este expediente en Lomas de Zamora.

Los imputados afirman que “el doctor Villena ofreció cobertura legal a las operaciones ilegales de la AFI en el Instituto Patria”, en base a resoluciones que constan en una causa de 2017.

Luego “el doctor Carlos Beraldi y el diputado Leopoldo Moreau, dijeron en medios periodísticos, que el juez de Lomas de Zamora que investiga esta causa les dijo personalmente que nunca ordenó tareas de vigilancia cerca del Instituto Patria”. Sucede que el ex director de Operaciones Especiales de la AFI, Alan Ruiz, detenido en una causa que tiene el otro juez de Lomas de Zamora, Juan Pablo Auge, había informado que investigan una amenaza de atentado contra la ex presidenta. “Como puede observar vuestra señoría los nombrados (Beraldi y Moreau) pusieron en duda su honorabilidad y legalidad del fallo”. Beraldi, que es el abogado de Cristina, y Moreau, que es el presidente de la Comisión Bicameral de Inteligencia, hablaron en el programa de C5N del periodista K Gustavo “Gato” Sylvestre, quien "pedía la detención de los imputados". “Lo mismo hacen con notas de El Destape Web y Página 12”, contó Sicilia.

"Melo en agosto de 2019 se presentó ante el juzgado y dijo que se sentía amenazado y todos los focos de atención fueron durante Melo y Araqui. Por eso denunciamos este tipo de persecución", dijo Sicilia.

 

Clarín

 

Cargando...